Parece que por fin Intel pone algo sobre la mesa para competir de forma seria contra AMD, con la presentación de los nuevos Intel Tiger Lake con procesadores Intel de 11a generación y las nuevas GPU integradas Xe el sector de bajo consumo se pone interesante. Estos procesadores orientados a portátiles representan un salto considerable en cuanto a potencia CPU pero sin duda una revolución en cuanto a GPU que parecen válidas incluso para Gaming ligero, algo que Intel había dado por perdido hace años.

Los nuevos procesadores Intel de 11a generación denominados Intel Tiger Lake están realizados en proceso de 10nm SupeFin y tienen soporte para memorias DDR4-3200, LPDDR4X-4667 e incluso LPDDR5-5400. También disponen de soporte de conectividad USB 4, Thunderbolt 4 y PCI Express 4.0 que nos permite conectar cualquier GPU de última generación. Según promociona Intel el rendimiento seria del doble de la generación pasada algo que está por ver.

Esta familia de procesadores para portátiles destaca por la inclusión de un segundo núcleo que se dedica en exclusiva a las redes inalámbricas. Contamos con Wi-Fi 6 integrado que seguro nos aporta una eficiencia elevada al estar tan cerca del procesador. Intel ha apostado muy fuerte por este sector y ya hemos visto sus módulos Wi-Fi 6 en infinidad de dispositivos.

Dentro de esta gama de procesadores tenemos dos clases divididas por el consumo, por un lado los de alto consumo UP3 que se sitúan entre 12 y 28W TPD y en la gama de bajo consumo UP4 tenemos los procesadores con consumos entre 7 y 15 W TPD. Una división clara para el sector de los portátiles, tendremos procesadores enfocados a portátiles de formato clásico y Ultrabook de bajo consumo.

Además de los nuevos núcleos CPU sin duda el gran aliciente de estos nuevos procesadores son sus GPU Intel Iris Xe Graphics, por primera vez en mucho tiempo parece que Intel se ha tomado en serio este apartado olvidado. Ahora Intel promete dejar muy atrás a los procesadores gráficos Vega de las APU AMD que tanto daño les han hecho en el sector portátil. Según los datos de Intel tendremos rendimiento de casi 1.4x veces el de AMD, algo que también nos gustaría comprobar próximamente.

Por lo que parece Intel después de muchos accidentes ha vuelto a la senda de la competitividad y con los procesadores Intel Gen11 + GPU Xe fabricados a 10nm tendremos un rival digno para AMD. Pero aún falta por ver estos productos en el mercado, disponibilidad real y sobre todo el precio, un punto clave. Algunos procesadores de la gama Gen11 ya están marcados como disponibles en 2021 aunque no dudamos que para estas navidades tendremos en las tiendas portátiles Intel Tiger Lake, de otra forma sería una mala noticia para todos.

Fuente

 

Suscribirse
Notificarme de
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

4 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
javi
javi
1 mes atrás

De ser cierto serian los primeros procesadores que admiten ddr5 en llegar al mercado, lo cual es un punto a favor de intel en inovacion. Lo que si es de chiste es que hasta ahora ningun procesador suyo llevase pci4.0…. lamentable desde que lo introdujo amd hace un año o mas. No obstante intel puede competir con lo que quiera con amd, solo tiene que ajustar los precios para tener un atractivo ratio precio/potencia. De hecho ya lo ha hecho con la 10 generacion que es muy criticada y no entiendo por qué (la que deberia haber sido muy criticada… Leer mas »

Joseaio
Joseaio
1 mes atrás

No es la primera vez que intel “juega sucio” comparando procesadores AMD en mercado con próximos lanzamientos de INTEL… Cuando estos Intel lleguen al mercado ya estará disponible la respuesta de AMD vendiéndose más barata, más potencia y mejor TPD…

Scroll Up